Enagás sorprende con el rendimiento económico obtenido en 2017

Enagás está en boca de todos y la empresa chilena de gas surge entre las más rentables del país durante 2017. La buena noticia es que ganó un 17,6% más respecto a 2016, luego de integrar a su red la planta de regasificación GNL en Quintero.

Traducido en cifras Enagás obtuvo ganancias por 490,8 millones de euros en 2017. Y su operación en Quintero contribuyó de modo significativo a mejores dividendos. Sin esa planta el incremento no hubiera superado el 5 %, que era la previsión para 2017.

En un comunicado a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), Enagás informó que el año pasado sus ingresos se incrementaron un 13,7%, hasta los 1.384,6 millones, mientras que el resultado bruto de explotación fue de 1.110,3 millones, un 17% más.

Los gastos operativos se incrementaron un 10,7%, hasta los 371,5 millones, que incluyen 32,6 millones por la consolidación global de los gastos de GNL Quintero, sin los cuales esos costes habrían aumentado un 1% respecto a los registrados a 31 de diciembre de 2016.

Valor de las acciones

En el mismo comunicado Enagás dijo que propondrá en la próxima junta general de accionistas un dividendo con cargo a 2017 de 1,46 euros brutos por título, que supone un aumento anual del 5%, de acuerdo con la estrategia de la compañía.

La demanda en Chile de gas natural creció en 2017 un 9,2% con respecto al año anterior y fue el tercer año consecutivo de incremento de la demanda de gas en España.

 

La demanda industrial de gas natural significa un 60,7% del total. Y también sufrió alza la demanda, en el orden del 7,1 %. Otro ítem a considerar es la generación de electricidad, también con un aumentó del 27 %, debido a la escasa generación hidráulica en 2017.

Las inversiones netas de Enagás, al 31 de diciembre de 2017, ascendieron a 328,5 millones, de los que 68,5 millones correspondieron a la inversión en España y 259,9 millones a la internacional. La más significativa es la inversión producida en el gasoducto Transadriático (TAP, por sus siglas en inglés) por importe de 174,8 millones de euros. También cuenta el aumento de la participación en la Compañía Operativa del Gas del Amazonas (COGA) por importe de 8,3 millones y el pago de las garantías asociadas al Gasoducto del Sur Peruano (GSP) por 213 millones de euros.

Deja un comentario