Argentina, el hombre crisis a metros de la Casa Rosada

Argentina, el hombre crisis a metros de la Casa Rosada. Ministro de Economía de Argentina Sergio Massa es el único brazo ejecutante de un gobierno que ha llevado la crisis a cada domicilio del país. Gracias a la oposición está a un paso de ser el nuevo inquilino de la Casa Rosada.

Argentina crisis Casa Rosada

La Argentina ahogada en la crisis económica ha puesto al ministro Sergio Massa a centímetros de la Casa Rosada, un hecho insólito que entroniza una visión de país peor que acabado: superficial, cortoplacista y mediocre.

Si Sergio Massa es en términos de gestión uno de los peores del peor gobierno nacional desde el regreso de la democracia en Argentina desde 1983, ni qué decir sobre la oposición. La crisis es tan evidente que los opositores han sido peores que el oficialismo en su intento por mostrarse como una opción.

Hoy, la Casa Rosada bien parece un museo, y hasta la responsable absoluta de este descalabro politico y económico, la vice Cristina Kirchner, hizo intentos vanos por desligarse de la presidencia de su salvavidas de plomo: el presidente Alberto Fernández.

Massa ha sido el vencedor de las elecciones presidenciales en primera vuelta logrando pasar del tercer lugar al primero, en una especie de truco de Harry Potter a cielo abierto.

Milei trosco

El «disruptivo» Javier Milei finalmente resultó un torpe estratega en la arena política. Su irrupción en la vida pública parece haber servido al status quo y a la casta que tanto criticó. Es que Sergio Massa está cerca de la presidencia por las torpezas de la oposición.

Milei, sin partido, sin cuadros ni dirigentes, sin la remota idea de qué se trata de la tarea de la presidencia de un país, terminó siendo más similar a los movimientos troskitas en su decidida intervención protestaria. En una cultura que hace agua por todos lados, Milei es llamado disruptivo. Suena a ofensa para argentinos como Charly García.

La oposición formal jamás pudo articular no ya un discurso sino presentar a un grupo de hombres y mujeres de Estado que pudieran asumir una tarea titánica: reconstruír un país roto.

El presente en Argentina es borroso, gris, depresivo. Lo peor es que el futuro no pinta muy distinto.

14 Replies to “Argentina, el hombre crisis a metros de la Casa Rosada”

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *