Brasil busca revivir el turismo en medio de época sombría

Brasil busca revivir el turismo en medio de época sombría. Pese a las prohibiciones oficiales, el carnaval en Brasil ha tomado las calles en varias ciudades, reavivando las expectativas sobre el turismo.

Brasil turismo

Con los desfiles brillantes, las carrozas altísimas y la sensual samba pospuesta por la variante omicron, Brasil tendrá una semana de carnaval sin mucho carnaval este año, malas noticias para una industria turística ya golpeada por la pandemia.

En un mundo sin covid-19, esta habría sido la semana en que una avalancha de turistas (más de 2,1 millones en 2020) descendía sobre Río de Janeiro para disfrutar de fiestas callejeras y desfiles espectaculares durante toda la noche.

En cambio, los expertos de la industria predicen que Río y otros destinos turísticos serán relativamente discretos, con un número menor de visitantes, principalmente brasileños que viajan a nivel nacional.

Eso se suma a la agonía de una industria turística que apenas comienza a recuperarse del casi colapso en 2020.

“Ha sido muy traumático”, dijo Alexandre Sampaio, jefe de la federación de hoteles y restaurantes FBHA, citando cifras oficiales que muestran que los ingresos de la industria del turismo cayeron un 35 por ciento en 2020.

La industria se recuperó solo parcialmente en 2021, creciendo alrededor del 20 por ciento.

Carnaval

La semana del carnaval todavía tendrá conciertos, fiestas y bailes en Río, con una capacidad limitada al 70 por ciento, con requisitos de vacunas y máscaras.

Pero omicron llevó a las autoridades a cancelar las fiestas callejeras de carnaval por segundo año consecutivo y a posponer la famosa competencia del desfile de la escuela de samba hasta abril.

«Veremos algunos ingresos» de los desfiles reprogramados, «pero no se acercarán a los niveles previos a la pandemia», dijo Fabio Bentes, economista de la Confederación Nacional de Comercio de Bienes, Servicios y Turismo (CNC).

Bentes predice ingresos de la semana de carnaval un tercio por debajo de los niveles previos a la pandemia.

Su investigación indica que la industria del turismo, que representaba el 7,7 % de la economía de Brasil antes de la pandemia (551 500 millones de reales (110 000 millones de dólares) en ingresos directos e indirectos en 2019), ha perdido 94 100 millones de dólares en los últimos dos años y más de 340 000 trabajos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *