Plataformas digitales en Chile, el Congreso estudia ley

Plataformas digitales en Chile, el Congreso estudia ley. Nuevo proyecto de ley para regular las entradas de Plataformas Digitales ya está en estudio en el Congreso de Chile.

Plataformas digitales Chile

Comenzó en Chile el estudio de un proyecto de ley centrado en la regulación de los contenidos que brindan las plataformas digitales. La aprobación de este proyecto de ley busca la modernización, regularización y legislación de las plataformas digitales.

Uno de los principales objetivos de esta iniciativa es proteger a los denominados “grupos vulnerables”, dado el contenido al que están expuestos. El proyecto de ley también busca establecer los principios, derechos y deberes que deben liderar el desempeño tanto de los usuarios como de los proveedores de estas plataformas, para que todos los agentes involucrados puedan preservar la paz social sobre la convivencia digital.

A continuación los principales temas que este proyecto de ley pretende regular.

Principios rectores

Equivalencia entre el espacio físico y digital para los usuarios, lo que significa que tendrán los mismos derechos, libertades, deberes y obligaciones en ambos espacios.

Las plataformas digitales deben cumplir, tanto en su contenido como en su diseño, con los requisitos establecidos en la Constitución, leyes y reglamentos vigentes.

Acceso universal, así como garantía de prestación de un servicio de calidad y no discriminatorio.

La neutralidad de la red debe ser un objetivo prioritario para las autoridades públicas. Deben asegurarse que los datos se traten de forma justa, es decir, que no sean discriminatorios, restrictivos o intrusivos, y que no importa quién sea el remitente o receptor, ni qué contenido se acceda o distribuya.

El contenido no puede ser eliminado, a menos que sea civilmente difamatorio, amenazante, constituya un delito definido por otros cuerpos legales o incite a la comisión de un delito. En este sentido, quienes ejerzan su libertad de expresión en plataformas digitales serán responsables de los contenidos difundidos, y los proveedores de dichas plataformas no serán responsables en aquellos casos en los que no hayan originado la transmisión ni hayan modificado datos o contenidos.

Las actuaciones de los prestadores solo serán consideradas ilícitas cuando superen el alcance típico del servicio, o cuando no actúen con la debida diligencia, lo que se entenderá en aquellos casos en los que debieron haber bloqueado o eliminado contenido por tener real conocimiento de su ilegalidad.

Usuarios

Los usuarios podrán rectificar todo contenido que atente contra su imagen e identidad, tanto personal como familiar. Asimismo, se establece el derecho a presentar una solicitud motivada para la inclusión de un aviso de actualización en el caso de noticias cuyo contenido original no refleje la situación actual de la persona, causándole daño.

También regula el derecho a solicitar al prestador la supresión de los datos personales que circulan en la plataforma sin su consentimiento, así como la supresión de perfiles de personas fallecidas, ya sea a petición de los herederos o mediante la inclusión de una cláusula relevante en los términos y condiciones de uso de la plataforma acordados por el usuario.

La protección de la imagen e integridad de las personas vulnerables está regulada como una obligación para el proveedor de la plataforma digital. A tal efecto, deberán ser advertidos cada vez que puedan tener acceso a contenidos sensibles, siendo aquellos que se consideren de carácter adictivo o que tengan este carácter por otros motivos. Además, las plataformas que expongan contenidos que estén expresamente dirigidos a adultos deben contar con mecanismos de verificación de la edad del usuario.

Se establece el derecho a la no discriminación de los usuarios, tanto directa como indirecta, siendo obligación del prestador implementar mecanismos de control de sesgos en la plataforma.

Los usuarios también tendrán derecho a ser informados sobre las decisiones que tomen las plataformas sobre ellos, y sobre los contenidos proporcionados por ellos. También podrán desactivar aquellos programas que tomen decisiones por ellos, siempre que esto no impida el funcionamiento de la plataforma.

En estricto vínculo con lo anterior, se alertará a los usuarios cada vez que se enfrenten a una interacción con algoritmos o Inteligencia Artificial.

Todas las denuncias presentadas por los usuarios serán atendidas de forma transparente y rápida, y siempre estarán sujetas a recurso ante los tribunales ordinarios de justicia.

Para poder vincular a un consumidor, el proveedor indicará en su plataforma todos los términos contractuales ofertados que se relacionan con las condiciones esenciales y más evidentes del contrato, que el consumidor no podría haber ignorado sin negligencia grave. Todo lo demás solo es vinculante para el proveedor de la plataforma, a menos que el consumidor lo invoque como base de su derecho.

Se establece la necesidad de aceptación expresa, específica e informada para cualquier acto de geolocalización, almacenamiento, tratamiento o transferencia de datos recabados sobre el consumidor digital.

El proveedor de la plataforma digital responderá objetivamente de todos los daños (patrimoniales y morales) que cause a los usuarios. En caso de incumplimiento de lo dispuesto en el proyecto, se duplicarán los importes correspondientes a la indemnización, pudiendo incluso ordenar el bloqueo temporal de la plataforma si existe una infracción sistemática.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Caribe Mexico