U de Chile, el equipo de todos los milagros

U de Chile, el equipo de todos los milagros. Milagro e histórico: la U de Chile se salvó del descenso al marcar dos goles en el tiempo de descuento y seaseguró un año más en la primera del fútbol chileno.

U Chile equipo

Antes de jugarlo, el equipo de la U de Chile sabía que dependían solamente de sí mismos. Con una victoria le alcanzaría para salir de la zona de Promoción en la que se encontraba en la previa y así despejar los fantasmas que le acercaban al descenso, tras 32 años.

Pero claro, no le fue fácil en el partido que disputó ante La Calera como local. Es que la U empezó mal y siguió peor. Luego de 75 minutos de juego perdia 2 a 0 y no solo no lograba la permanencia, sino que era superado por Huachipato, que ganó su partido, por lo que caía a la zona de descenso directo.

Fue entonces cuando apareció un ex de San Lorenzo. Se trata de Ramón Cachila Arias, un uruguayo olvidado por Boedo entre 2019 y 2020. El ex de Peñarol descontó a los 84 y encendió la ilusión en el bullicio del pueblo. No satisfecho, a los 93 anotó nuevamente, devolviendo el alma a su equipo, hasta que apareció Junior Fernández, 60 segundos después, para sellar el 3 a 2 definitivo que permite a la U escalar hasta la 11ª plaza de la tabla.

Así de dramático se produjo la larga esperada salvación del descenso.

Motivación

En el partido anterior, se conoció que los jugadores del club que dirige Cristián Romero tenían una motivación extra para ganar y salir de la zona de ascenso en la que estaban en el anterior.

Según el diario El Mercurio, los dirigentes ofrecieron un incentivo económico a los jugadores para lograr los tres puntos ante Unión La Calera: si lo conseguían, cada uno de los futbolistas embolsaría una buena suma de dinero extra.

La cifra que trascendió sería de 800.000 a 1.000.000 de pesos chilenos, es decir, unos 950 a 1.200 dólares por jugador. El monto se pondría a disposición de los integrantes en su totalidad, quienes luego lo distribuirían entre ellos con lo que corresponda a cada uno. Así, más allá de quedarse en Primera División, la U tuvo este aliciente económico como motivador para ganar.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *